Todo maternidad - La red social de la maternidad. Todo sobre la embarazo, posparto y crianza



Normalmente, es difícil saber a ciencia cierta en qué día se ha producido la concepción, es decir, la fecundación del óvulo. Como esta fertilización suele darse durante la segunda semana tras la última regla, los especialistas han acordado contabilizar cualquier embarazo a partir del primer día de la última regla, de manera que, al final, se lleguen a 40 semanas de embarazo. La edad del feto, sin embargo, se contabiliza a partir del momento de la concepción, que suele producirse dos semanas después del primer día de la última regla.

ÓvuloEspermaDe esta manera, todo empieza dos semanas antes de la fecundación. En estas dos primeras semanas, el cuerpo de la mujer se va preparando para el embarazo. Hemos de pensar que el mecanismo de nuestro sistema reproductivo está planificado para quedarnos embarazadas, por lo que no es raro que nuestro cuerpo sepa lo que tiene que hacer, aunque nosotras mismas no sepamos que vamos a quedarnos embarazadas.

¿Qué me está pasando?

Al no haberse producido aún la fecundación, evidentemente, no hay síntomas de embarazo, pero sí pueden darse los típicos trastornos asociados a la menstruación.